[Análisis] Tokyo Babel

Hace tiempo los chicos de MangaGamer lanzaron Tokyo Babel, una novela visual de PC que puede comprarse de manera individual a través de Steam o desde la página de la distribuidora, donde también hay un pack junto con Shadows of Pygmalion, un título de la misma editora del que os hablaremos en otra ocasión.

Como os podréis suponer, el hecho de que Tokyo Babel esté en Steam implica que no se trata de un juego con una catalogación para adultos, sino que al no incluirse escenas de sexo de manera explícita, es apto para todos. Aun así, la temática mitológica y enrevesada y las escenas gore que se dan en ocasiones, pueden hacer que varios no estén de acuerdo con ello. Igualmente, es un hecho crucial para que actores de doblaje de renombre no rechazaran la propuesta de trabajar o no lo hicieran bajo un pseudónimo como ocurre en otras ocasiones. Así, nos encontramos por ejemplo a Hiroshi Kamiya (Shun o el Caballero de Andrómeda en Saint Seiya, Shinji Matou en Fate o Levi en Ataque a los titanes) en el papel de Setsuna, el protagonista; Ai Kayano (Alisha en Tales of Zestiria, Yomi en Senran Kagura o Melize en Legasista) como Eve; Kana Hanazawa (Chiaki en Danganronpa 2, Plutia en Hyperdimension Neptunia o Marie en Persona 4: The Golden) como Raziel; Miyuki Sawashiro (Catherine en Catherine, Velvet en Odin Sphere, Elizabeth en Persona 3 o Cammy en Street Fighter) como Lilith; o a Eri Kitamura (Vulcanus en Disgaea 4, Juliet en Lollipop Chainsaw o Homura en Senran Kagura) como Samael.

Tokyo Babel no es un juego de citas. Tendremos multitud de finales y estos vienen a partir de las tres compañeras de Setsuna, el protagonista masculino, pero no se centrará en ningún momento en el terreno romántico aunque sí se haga mención a ello en cada una de las rutas escogidas. Igualmente, existe un final verdadero (con su ruta bloqueada inicialmente), mientras que el resto están ahí para proporcionarnos otro tipo de datos e historias alternativas que pueden gustar más o menos, pero que explican también cosas interesantes sobre lo que ocurre en ese apocalíptico mundo en el que viajaremos por algunos puntos clave de Tokyo.

La ciudad de Tokyo siempre se mostrará con dibujos prácticamente clavados a lo que pudieran ser fotografías reales de los lugares que aparecen, con ligeras modificaciones para que realmente parezca que todo ocurre durante el apocalipsis. De este modo tenemos edificios destrozados, entornos vacíos e incluso incendios. Todo acorde a la dramática historia que se nos cuenta, llena de pequeños detalles y para la que hay referencias bíblicas por doquier, utilizando eso para relatar hechos del pasado de personajes como Adán, Eva o Samael, o bien para explicar por qué ahora, siglos después, las cosas están como están en este mundo al borde la extinción y cómo es que siguen ellos todavía por ahí.

La historia a fin de cuentas, nos cuenta cómo se ha llegado a ese punto en el que apenas quedan combatientes, se nos habla de normas unidas a esos ángeles y demonios que ahora tienen unos poderes descomunales. Hay normas y creencias populares obsoletas porque la nueva situación hizo que muchas cosas cambiaran, sorprendiendo incluso a los interesados que aprenden muchas cosas sobre la marcha.

Setsuna es justo el punto de equilibrio, lo que todos necesitaban para cumplir su sueño. Es ese personaje que que tiene a su lado a un ángel, un demonio y otra humana atípica y que puede aliarse o luchar libremente con los demás.

La extensión de la novela hará que nos tiremos unas cuantas horas leyendo hasta sacar todos los finales. Las distintas rutas se centran en un personaje u otro de entre las tres chicas que nos acompañan, teniendo al mismo tiempo distintos finales para cada una de ellas, siendo solamente uno el considerado como bueno o completo y, existiendo uno por encima de todos que es el verdadero que, repetimos, no podremos leer al inicio, hasta no haber visto otros antes, teniendo bloqueada una elección prácticamente al inicio de la partida.

Habrá tantos sucesos extraños y prácticamente inexplicables que muy pronto comenzaremos a investigar nuestro entorno y a hablar con los personajes que forman parte de él. Sin embargo, no haremos nada de manera activa más allá de hacer click, girar la rueda del ratón o dar a alguna que otra tecla del ordenador, según cómo nos sintamos más cómodos pasando líneas y guardando de vez en cuando la partida. Tokyo Babel es una visual novel pura y dura en la que leeremos y tomaremos decisiones de vez en cuando, para tomar un camino u otro.

Tokyo Babel es una visual novel muy completa, con personajes carismáticos, una historia interesante y repleta de acción. Las imágenes CG están muy trabajadas y en los combates se ve bien el dinamismo y plasman bien la intensidad y emoción del momento.

 

7

Conclusiones:

Tokyo Babel relata, entre otras cosas, una guerra entre ángeles y demonios y lo hace con sus propias reglas, mostrando a sus personajes de un modo diferente, pero haciendo referencia a aspectos mitológicos y literarios que se explican en una pequeña guía de términos como extra del título. Dinámico, interesante y con diferentes rutas que leer hasta dar con el final verdadero, para el que se omitirán datos que se nos hayan explicado en los otros caminos.

Sobre Rosi Ortega 3886 Artículos
Apasionada de los cómics, la sociedad japonesa y los videojuegos. Twitter personal: @Rosi_Ortega

1 Trackback / Pingback

  1. [Análisis] Shadows of Pygmalion - SavePoint

Deja un comentario